¡Madrid! Día 8: Reflexiones

He estado desafiado, y en una manera, he tenido éxito, y en otras, he fracasado mucho.  Ayer fue uno de los días en cual yo quería estar exitoso, pero debido a mis tontos preocupaciones, fracasé.  Como sabes, anoche había un intercambio de idiomas en un bar cerca de aquí.  Claro que quería ir, pero no estoy seguro donde estuvo el bar.  Yo decidí durante la tarde a buscar el bar, así que si yo fuera a ir en la noche, yo sabría como llegar y regresar a casa sin problemas.  Yo estudié el mapa y fui a buscarlo.  Por supuesto, me perdí.  No sé que hice mal, pero no llegué al bar.  Yo estaba muy frustrado, decepcionado conmigo mismo, y enojado que ahora fuera muy probable que no iba a ir al intercambio.  Comencé de volver a casa, y mientras caminando, comencé en pensar.  Había venido más de tres mil miles a practicar hablar en español.  ¿Iba a permitir algo tonto como esto detenerme?  Decidí que no.

Yo volví a casa más determinado encontrar el bar antes del intercambio.  Estudié el mapa de nuevo, esta vez con mucho más detalle.  Yo vi qué yo había hecho mal y averigué como llegar allá.  Salí de la casa de nuevo, y esta vez, encontré el bar.  De hecho, fue bastante fácil encontrar.  Muchas veces, yo hago cosas más complicados que son necesarios.  Ahora, después de encontrar el bar, todavía me faltan varias horas antes el intercambio.  Fui al apartamento y hice algunas cosas aquí, preparandome por el intercambio.  Sin embargo, como la hora acercó, tenía más dudas.  No me gusta mucho ir a los bars, aquí, ni en los EEUU.  No estoy seguro porqué pensé que iba a gustar un bar aquí.  A pesar de mis nervios, fui de nuevo, pero no pude entrar.  Vi a la gente allá y me di cuenta que este tipo de situación no fue para mi.  Claro que quiero practicar hablar, pero no en un bar con personas que me hacen sentir incómodo.  Fui a casa, decepcionado y preocupado que he venido todo este camino a España solo a fracasar.

Terminé la noche hablando con mi mejor amigo.  Me dio la oportunidad pensar en muchas cosas y reevaluar mis metas aquí y en mi vida en general.  Mira, no fue un fracaso a venir a España.  Esto es algo en lo que estoy muy orgulloso.  No mucha gente puede decir que fueron a un país extranjero para vivir por un mes entre los ciudadanos quien no hablan su idioma.  También, sí, he tenido la oportunidad hablar en español, y lo he hecho bien.  Sí, algunas veces, no he estado podido entender todo lo que dice Ana, pero nunca dije que yo hablaría y entender perfectamente en solo una semana.  Creo que he descubierto el problema, y no es que no sé el idioma.

Mientras hablando con mi amigo, me di cuenta de algo.  El y yo podemos hablar por horas y horas sin parar cuando vamos por un café.  Esto es lo mismo con varios de mis amigos, o aún mis compañeros del trabajo, pero cuando se trata de hablar con desconocidos, me congela.  Mi problema no es hablar en español, es hablar en general.  Cuando estoy cómodo en mi ambiente, puedo hablar sin problema, pero cuando me siento incómodo, no puedo decir nada.  Esto explica porqué yo podía hablar con los empleados de Starbucks y McDonald’s, pero no puedo ir a un bar.  Así que, ¿cual es la solución?  Bueno, pues, he decidido tratar de pasar más tiempo en lugares donde me siento bastante cómodo.  No, no vine a España a pasar todo el tiempo en un Starbucks, pero si puedo encontrar personas allá que quieren hablar conmigo, ¿quien le importa?

Ya lo sé, una de las cosas que he estado hablando mucho es como quiero escapar de mi zona de confort.  Bueno, estoy en España.  ¿Qué más puedo hacer?  Esto es basante fuera de mi zona de confort.  A creer que todo mi vida iba a cambiar sobre una noche, o aún una semana, fue una idea loca.  Todavía se queda tres semanas a practicar y hacer mucho más.  Tengo que dejar en pensar mal de mi y seguir adelante.

Estaba sorprendido averiguar que mi amigo en verdad me echa de menos.  El me dijo que estaba preocupada que yo iba a divertirme mucho aquí en España y tal vez decidir vivir aquí, o aún mudarme a Chicago después mi visita en julio.  Antes que hacer este viaje, no tuve ninguna idea como me sentiría después de vivir aquí por un mes.  Ahora, a pesar de solo pasar una semana, estoy bastante seguro que no podría vivir aquí para siempre.  Es un país hermoso y lleno de cosas interesantes, pero la verdad es, los EEUU es mi hogar.  Sí, supongo que es posible que me encantará a Chicago, pero puesto que solo voy a estar allá por una semana y voy a quedarme en Hamburger University, dudo que tendré mucho tiempo a ver todo la ciudad.  No sé si es posible que yo vivo en mi hogar para siempre, pero ahora mismo, no tengo planes a salir.  Tengo mi vida sencilla y creo que voy a estar muy feliz a regresar a ella muy pronto.

Esta tarde, voy a tratar de hacer cosas bastante sencillas.  Tengo que comprar comida en el supermercado y creo que regresaré a Starbucks a sentarme por un rato y tal vez hablar con alguien.  En todo caso, voy a intentar no estresarme y disfrutar cada día, un día a la vez.  Vale, adios por ahora.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s